Archivos Mensuales: octubre 2013

Esta noche comienza el año celta, remata el verano y comienza el invierno.En esta noche las animas de los muertos atraviesan la puerta que separa el mundo de los vivos y de los muertos y visitan las casas de sus familias para calentarse y tomar algo de alimento.

Imagen

Esta noche comienza el año celta, remata el verano y comienza el invierno.En esta noche las animas de los muertos atraviesan la puerta que separa el mundo de los vivos y de los muertos y visitan las casas de sus familias para calentarse y tomar algo de alimento.

Me vuelas… me vuelas la teja, me vuelas las horas, me vuelas el piso y hasta el aire me vuelas. Me vuelas los sueños, nocturnos y noctámbulos. Me vuelas los grumos que han dejado en mis palabras los años. Me vuelas la mente y el cuerpo desnudo, me vuelas…me vuelas el mundo. Y vuelas, te veo alzarte, te miro levitar de a poquito sobre el suelo, veo bajo tu cuerpo la gloria y cuando quiero tocar ya has volado más allá. Y volamos, por separado pero debido al otro. Y cada quien deja a su teja desaparecer, al volar nace como un arrullo la insoportable avidez de ti, y quiero perderme contigo… pero más que eso quiero perderme en ti.

Te voy a dar tanta música, tantas letras, tanta poesía, tantas cartas, tantas fotografías, tantos recuerdos, tanto de mi que voluntariamente vas a decir si.

Imagen

Te voy a dar tanta música, tantas letras, tanta poesía, tantas cartas, tantas fotografías, tantos recuerdos, tanto de mi que voluntariamente vas a decir si.

Las palabras tienen un toque tuyo, parece que salieran de tu boca hacia mi mano para que mi mano las escriba para ti. Y cuando te beso me vengo abajo, me dejas impávida y con una nostalgia latente entre las piernas. Pero las palabras no paran, me las da tu lengua y viajan por mi boca, se insertan en mi panza y despiertan a aquellos murciélagos venenosos. Y escribo, escribo para que me leas, escribo para ti, para que en el momento que logramos coincidir no mueras.
Ese olor tuyo me inspira a arrancarte la ropa a mordidas, incluso a arrancarte la piel… con mordidas dulces, como si tu capa cutánea estuviera hecha de papel celofán y al tacto se desprendiera… Me inspira a quedarme colgada de tu boca y respirar ese aire tuyo que envuelve y mata… que envuelve y excita, que envuelve y se cicatriza con el viento…

Pues sí…

Imagen

Pues sí...

¿Tú eres Eva?, me preguntó al verme llegar con mi calma palpitante y mis ojos de carroñera que en lugar de carne pútrida come labios. Sí, yo soy, respondí. Te conozco tantos años y al leerte no te reconozco, eres otra. Te equivocas, espeté, a veces escribo cosas imaginarias, otras veces escribo cosas reales, otras veces combino ambas, de eso se trata la literatura, de mentir y lograr que piensen que lo que uno dice es cierto, como un diario mas o menos. Algunas veces mis letras tienen receptor, otras no, tan solo buscan quien las acoja y toman vida propia, lejos de mí por supuesto, son adoptadas por gente que no conozco y no conoceré. Pero esa soy yo, sin duda alguna si me conocieras a fondo, si compartieras un puto domingo conmigo, o si tan solo me vieras cuando la inmundicia me ataca, sabrías que soy esa, no otra, soy aquella que escribe, y si alguna vez hubo alguno distinto, pues está muerto, yo lo maté, lo ayude a suicidarse.

Tenemos que obligar a la realidad a que responda a nuestros sueños, hay que seguir soñando hasta abolir la falsa frontera entre lo ilusorio y lo tangible, hasta realizarnos y descubrir que el paraiso perdido está ahí, a la vuelta de todas las esquinas.

Imagen

Tenemos que obligar a la realidad a que responda a nuestros sueños, hay que seguir soñando hasta abolir la falsa frontera entre lo ilusorio y lo tangible, hasta realizarnos y descubrir que el paraiso perdido está ahí, a la vuelta de todas las esquinas.

He aprendido una pequeña verdad. Cuando estamos tristes o nos sentimos desgraciados por algún motivo, tendemos a rezar, a pedir deseos a las estrellas, a susurrarle a nuestros amuletos de la suerte, o simplemente a no hacer nada y esperar que las cosas se solucionen solas. En mi opinión las cosas no se solucionan a base de suerte, sino a la actitud con la que afrontas la situación…

Mi vecino…

Imagen

Mi vecino...

Esta mañana he vivido un hecho insólito. Frente a mi casa, había un hombre haciendo flexiones tras su ventana y la vecina de al lado de mi casa ha llamado a la policía. Cuando han llegado, les ha dicho que detuvieran al hombre porque iba desnudo. Señora, si solo se le ve hasta la cintura, le han contestado.
– ¿Hasta la cintura? ¿Hasta la cintura? Súbanse a ése armario y verán como va desnudo!…

Estoy viva; diré…

Imagen

Estoy viva; diré...

Según como te veas, a veces me veo tan vieja; que he dejado de quererme; prefiero morir en silencio, sin el ultimo grito de salvación.
A veces me veo tan joven y radiante que los sueños, son las esperanzas que me llevan a lugares inciertos de la mente y de viaje por ellos, construyo mas.
Según me veo, me ves, según creo me ves, me veo…
A veces no veo nada frente a mi espejo; sombrío y tétrico se establece; casi pariendo ausencias, casi gimiendo.
A veces veo todo lo que ha pasado y me siento a ver lo que vendrá, orgullosamente bailo con la vida; delineo mis ojos, acerco el lápiz labial a mi boca y me rió sin cesar; estoy loca¡¡¡??? dirás…
Estoy viva; diré…